Diario Patria
ECONOMÍA

Cuerpo se toma “sin prisa” la renovación del Banco de España por si se desencalla un acuerdo con el PP sobre el Poder Judicial



El ministro de Economía, Carlos Cuerpo, dio la semana pasada el pistoletazo de salida oficioso para nombrar un nuevo gobernador del Banco de España. Anunció, así, que ya ha trasladado el nombre de “varios” candidatos al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para sustituir a Pablo Hernández de Cos, cuyo mandato de seis años no renovables vence el próximo 11 de junio. “Tenemos todavía tres meses por delante (dos, en realidad) y no hay ninguna prisa por nombrar al sucesor o sucesora”, añadió Cuerpo, que también confirmó que “claro que hay mujeres” en la lista. Fuentes del Ejecutivo precisan que el ministro prefiere tomarse su tiempo por si se desencalla la negociación entre el PSOE y el PP para renovar el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), si bien las fuentes oficiales del Gobierno descartan vincular ambos procesos.

Un acuerdo sobre el CGPJ hoy por hoy parece poco probable, pero de producirse daría más margen a Cuerpo y Sánchez -de quien depende en último término- para decidir si mantienen o no la tradición no escrita de que el Gobierno elija un gobernador aceptado por el principal partido de la oposición y este le proponga un subgobernador bien visto por el Ejecutivo. Así, un proceso no condiciona absolutamente el otro (es decir, que haya o no acuerdo en el Poder Judicial no implica necesariamente que vaya o no haber pacto para el Banco de España). Pero las fuentes admiten que si la negociación del CGPJ prosperase, habría más posibilidades de entendimiento sobre el supervisor entre los dos partidos.

El consenso entre PSOE y PP para el Banco de España solo se ha roto en las últimas décadas en 2006. El Ejecutivo de Rodríguez Zapatero eligió a su entonces secretario de Estado de Hacienda y Presupuestos, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, el PP lo rechazó, y el entonces ministro, Pedro Solbes, descartó a su candidato a subgobernador, José María Marín Quemada (quien más tarde presidió la CNMC con Rajoy), y se decantó por José Viñals.

Hace seis años sí se repitió la tradición, aunque de forma un tanto sui generis. El PP y el PSOE estaban negociando la identidad de los sustitutos de Luis María Linde y Javier Alonso cuando Pedro Sánchez anunció el 25 de mayo de 2018 su moción de censura contra Mariano Rajoy. Pese a ello, el 28 de mayo, el ministro de Economía, Román Escolano, decidió proponer a Hernández de Cos, entonces director general de economía y estadística del Banco de España, como nuevo gobernador. A los socialistas no les parecía mal su candidatura en sí, pero consideraron “insensato” que el Gobierno impulsase su nombramiento a 48 horas de un debate de la moción de censura que ya tenían la confianza en ganar, como finalmente resultó.

Circunstancias peculiares

El nombramiento de Hernández de Cos se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el 30 de mayo (para surtir efecto el 11 de junio) y el de Sánchez como presidente del Gobierno fue sancionado por el Rey el 1 de junio y publicado en el BOE el 2 de junio. El nuevo Ejecutivo socialista se pudo resarcir de no haber elegido al gobernador por apenas unos días con el nombramiento de Margarita Delgado -entonces alta directiva del área de supervisión bancaria del Banco Central Europeo- como subgobernadora. Pese a no conocerla personalmente, la nueva ministra de Economía, Nadia Calviño, le llamó en agosto de aquel año para que tomase posesión del nuevo cargo el 11 de septiembre. Todo el proceso se desarrolló en “circunstancias peculiares”, apuntan fuentes del actual Ejecutivo, pero finalmente cada partido eligió a uno de los dos altos cargos del Banco de España.

Ahora, en cambio, el bloqueo en que está instalada la renovación del CGPJ desde hace años y la tensa relación entre los dos principales partidos del país han elevado el riesgo de que el consenso para la elección de la cúpula del supervisor se vuelva a romper como en 2006. A principios del año pasado, ya estuvo a punto de producirse una ruptura. Calviño sopesó no consensuar con el PP la elección de dos consejeros del Banco de España que debían sustituir a Fernando Eguidazu (en su día propuesto por los populares) y Carmen Alonso (por el PSOE). Hernández de Cos le convenció de lo contrario y finalmente los elegidos fueron Judith Arnal (exjefa de gabinete de Calviño) y Fernando Fernández (próximo al PP).

El propio Hernández de Cos es consciente de ese riesgo y aprovechó una reciente entrevista en EL PERIÓDICO, del mismo grupo editorial, para instar al Gobierno a mantener la tradición. “Creo que es fundamental el consenso en los nombramientos de los responsables de las instituciones independientes, precisamente para reforzar la percepción de independencia y rigor técnico. En el Banco de España esa es la tradición y creo que es importante que se mantenga“, defendió antes de resaltar que “es importante que todos entiendan que las dos personas elegidas, con independencia de quien las proponga, cuentan con la capacidad técnica y la independencia requeridas”.

Paridad de género

Noticias relacionadas

Otra clave del proceso es que una de las dos personas elegidas como gobernador y subgobernador ha de ser una mujer. Lo apuntó el propio Cuerpo en una entrevista de El Periódico de Extremadura, del Grupo Prensa Ibérica: “El elemento de equilibrio de género en este tipo de puestos siempre es una prioridad“. Fuentes del Ejecutivo confirman, precisamente, que en la lista que el ministro ha comentado con Sánchez figuran la vicepresidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Montserrat Martínez Parera, y la actual subgobernadora, Margarita Delgado, así como también otros nombres que se han rumoreado en los últimos meses, como el del exsubgobernador Fernando Restoy, actual presidente del Instituto de Estabilidad Financiera del Banco de Pagos Internacionales de Basilea.

Otro nombre que ha sonado con fuerza es el de Ángel Ubide, jefe de análisis económico para renta fija global y macro del fondo de inversión alternativa -‘hedge fund’- estadounidense Citadel y miembro del grupo de expertos que reunió Sánchez para las elecciones de 2016. También se ha citado a dos exsecretarios de Estado de Economía en los Gobiernos de Rodríguez Zapatero: José Manuel Campa (exdirectivo del Santander y actual presidente de la Autoridad Bancaria Europea) y David Vegara (actual consejero ejecutivo del Banco Sabadell). Asimismo, han surgido, si bien se les otorga pocas opciones, los de Soledad Núñez (exdirectora general del Tesoro con Rodríguez Zapatero y actual consejera del Banco de España) y el ministro para la Transformación Digital, José Luis Escrivá, exdirectivo del Banco de España y del BBVA y expresidente de la AiREF.

Una información de El Periódico de España – portada

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More